Próximos eventos

arquitectura-arabePRÓXIMOS EVENTOS

VIAJE CULTURAL A MÁLAGA. 10 y 11 de febrero de 2018
Dos días una noche. Desplazamiento en autobús propio. Visitas guiadas a Málaga, Antequera y Dólmenes
Precio todo incluido 190 € (viajero en habitación doble). Suplemento por habitación individual 20 euros.
Reserva de plaza antes del 20 de diciembre. Pago antes del 15 de enero
I.- Programa:
10 de febrero sábado.- Sevilla – Malága – Visitas a la Alcazaba, Castillo de Gibralfaro, Museo de Málaga, Catedral, Mercado de las Atarazanas. Acompañados por guía oficial. Almuerzo y cena.
Hotel en Málaga
11 de febrero domingo.- recorrido Málaga-Casabermeja, visita, Antequera- visita guiada con guía a La Alcazaba, y la Colegiata de Samta María.
Visita las dólmenes de Viera y de Menga.
Almuerzo en ruta (Antequera) de vuelta a Sevilla
II.- Detalle de Las visitas
Málaga
Museo de Málaga o de la Diputación
El Museo de Málaga es un centro expositivo de la ciudad española de Málaga que da cabida a las colecciones de dos instituciones museísticas malacitanas, el Museo de Bellas Artes de Málaga y el Museo Arqueológico Provincial de Málaga, contando con más de 15.000 referencias en arqueología y una amplia colección pictórica de 2.000 obras producidas entre los siglos XIX y XX. Es el quinto museo más grande de España y el mayor de Andalucía.
Alcazaba
La Alcazaba de Málaga es un palacio fortaleza de los gobernantes musulmanes de la ciudad, asentado en un cerro de la ladera del monte de Gibralfaro. Fue construido en el siglo XI sobre las ruinas de otro baluarte romano. Constaba de 110 torres principales y algunas menores. Destaca la Torre del Homenaje.
Su principal característica son los tres muros concéntricos que la ciñen, confiriéndole un carácter militar de máxima seguridad entre la demás construcciones similares de la España musulmana.
Castillo de Gibralfaro
El antiguo recinto fenicio contenía un faro que da nombre al cerro Gibralfaro (Jbel-Faro, o monte del faro). Fue Abderramán III quién transformó en fortaleza las antiguas ruinas existentes desde antes de la llegada de los romanos. La fortaleza fue ampliada y convertida en alcázar por el rey nazarita Yusuf I en el año 1340. El castillo fue objeto de un fuerte asedio por parte de los Reyes Católicos durante todo el verano de 1487. Tras el asedio, Fernando el Católico lo tomó como residencia, mientras que Isabel I de Castilla optó por vivir en la ciudad.
Mercado de las atarazanas (C/ Atarazanas 10)
La puerta de Atarazanas está situada en la calle del mismo nombre y es lo único que queda del antiguo edificio de las atarazanas árabes. En su momento fue una de las puertas al mar de las murallas de la ciudad medieval. Está integrada en el mercado de Atarazanas, un proyecto del arquitecto Joaquín Rucoba.
El mercado se levanta en el solar de lo que fueron primero las atarazanas islámicas (lugar  donde se reparaban embarcaciones o se trabajaban las cuerdas o esparto) y después de la Reconquista cuartel naval y astillero.
La puerta principal es de época nazarí (siglo XIV). La puerta es de planta rectangular con dos pórticos paralelos en los que destacan sus aberturas principales compuestas sobre la base de arcos de herradura unidos por una bóveda de cañón: También es digna de mención la totalidad de la cornisa, compuesta por grabados a base de pequeños arcos de herradura encadenados, y las ventanas de herradura con cerramientos de madera.
 Sobre el arco se encuentran dos escudos nazaríes, del reinado de Mohamed V (1362-1391) y una banda diagonal con el lema de la dinastía: ‘solo Dios es vencedor, ensalzado sea’. Procede de la Orden de la Banda, concedida a Mohamed V ( rey nazarí de Granada entre 1354 y 1359)  por Pedro el Cruel para agradecerle su ayuda en recuperar el trono de Castilla.
Las crónicas históricas describen las atarazanas como un gran edificio, de siete arcos abiertos para fondeadero de navíos y galeras, de gran altura, para permitir la entrada de la arboladura de los barcos. En el interior, un patio con columnas y otras dependencias.
Su carácter militar se mantuvo durante varios siglos, fue cuartel en el s. XVIII, más tarde colegio de Cirugía, Hospital Militar y de material de ingenieros.
Casabermeja
Cementerio
El cementerio de Casabermeja es uno de los más peculiares de Andalucía. Se construyó en el siglo XVIII y desde el año 2006 está declarado como Bien de Interés Cultural por la Junta de Andalucía. Singular y original cementerio que bien merece una visita. Declarado Monumento Histórico-Artístico por la Junta de Andalucía constituye una pequeña ciudad de los muertos, conformada por un conjunto de originales panteones, túmulos y pináculos, y construidos según normas elementales de la arquitectura popular, esto le valió ser declarado Monumento Nacional en 1.980.
Por la forma arquitectónica que presentan los nichos, divididos en tres partes: Abajo (puerta para depositar al difunto), Medio (lápida) y Arriba (frontal con adornos arquitectónicos) muchos visitantes han pensado que en Casabermeja se entierran a los difuntos en pie.
ANTEQUERA
Colegiata de Santa María
La imponente fachada renacentista, inspirada en los arcos de triunfo romanos, está coronada por una balaustrada y un curioso frontón con pináculos. El interior, de planta basilical y tres naves, luce un bello techo mudéjar.
Recinto monumental de la alcazaba
Esta alcazaba se construyó ya al final de la a 10-19 (10.30-17.30 en invierno), do y fest 10.30-15.época musulmana (s. XIV), cuando se hizo inevitable la defensa contra las tropas castellanas. Dos torres se desmarcan por encima de la línea de las murallas: la torre del homenaje, también conocida como “Reloj de Papabellotas”, que está coronada con un campanario renacentista, y la torre Blanca, un baluarte de forma cuadrada. Magníficas vistas de Antequera y la Peña de los Enamorados. El recinto amurallado se ha acondicionado como jardín público.
Dólmenes de Menga y Viera
Enormes tumbas colectivas realizadas entre 2500 y 2000 a. C.
Cámaras funerarias cubiertas por un túmulo construido con grandes losas de piedra.